consejos y tendencias

¿Has probado el aceite de albaricoque para las cutículas?

Si la respuesta es sí, seguro que eres una de sus fieles seguidoras —como nosotras—; pero, si la respuesta es no y todavía no has probado las bondades del aceite de albaricoque, aquí tienes una guía sobre este elixir nutritivo que va a devolverle el esplendor a tus uñas.

Cuida tus cutículas con el aceite de albaricoque. ¿Todavía nos has probado Apricot Cuticle Oil de essie?

Hablemos de las cutículas. Sí, nos referimos a esa capa de saliente de tus uñas a la que le tienes cierta manía y que recortas cada dos por tres. ¿Sabías que —además de sacarte de quicio sin pretenderlo— tienen una importante función? Nada más y nada menos que proteger el nacimiento de la uña para que crezca sana y libre de posibles infecciones.

Y ahora pensarás: ¿entonces no debo retirarlas? o ¿cómo puedo hidratar mis cutículas si están resecas? Resolvemos las dudas más frecuentes sobre esta barrera natural de la uña y te contamos qué papel tiene el aceite de albaricoque en su mantenimiento.

Todo lo que hay que saber sobre las cutículas


¿Qué función cumplen exactamente las cutículas?

Como ocurre con casi todo en nuestro cuerpo, si están ahí es por un buen motivo. Las cutículas de las uñas actúan como una barrera natural que protege y sella el lugar de nacimiento de la uña —una de sus partes más frágiles— de las infecciones y otros agentes externos.

¿Hago mal si las elimino?

Sí, si lo haces a golpe de tijera. Lo ideal es ablandarlas con un producto específico como el aceite de albaricoque y después retirarlas con un empuja-cutículas de silicona que no las dañe.

¿Por qué es importante cuidar las cutículas?

Al ser una parte visible de la uña juegan un papel decisivo en su aspecto, de ahí que ocuparse de ellas sea el primer paso para una manicura bonita.

¿Qué tipo de atenciones requieren?

Además de secarlas bien cuando te laves las manos —o al salir de la ducha en el caso de las de los pies—, hidrátalas con un producto que incorpore las propiedades del aceite de albaricoque como Apricot Nail & Cuticle Oil de essie.

Aplícalo en el contorno de la uña y masajea. Así conseguirás nutrir y ablandar las cutículas para que te sean más fáciles de retirar —que no de recortar—. ¡Verás cómo te notas las uñas más bonitas y suaves!

¿Cuándo debo usar este producto?

Justo después de desmaquillar tus uñas y antes de extender la base con la que arranca la manicura. Lo ideal es aplicar Apricot Nail & Cuticle Oil antes de dormir en manos y pies para dejar que penetre en la cutícula —aunque es de rápida absorción— y dar la base, el color de esmalte, el top coat y el secante por la mañana.

Ya ves; todo lo que necesitan tus cutículas para no darle un aspecto seco o dañado a tus uñas es un poco de hidratación y cariño. Para lo primero, tienes el aceite de albaricoque; lo segundo, corre de tu cuenta. ¿Te animas a darle una segunda oportunidad a tus cutículas? ¡No te arrepentirás!

 


comprar los productos

apricot cuticle oil cuidado de las cutículas apricot cuticle oil El aceite 'apricot cuticle oil' de essie&reg; se absorbe y acondiciona las uñas con rapidez y evita que tus cutículas se sequen proporcionando una profunda nutrición.<br /> <div>&nbsp;</div>