consejos y tendencias

uñas grises: conecta con tu lado más zen

Si después de una ‘rachita’ de aúpa necesitas una despresurización urgente, lo primero que tienes que hacer es centrarte en el aquí y el ahora. No hay más realidad que la que acaricia en estos momentos tus manos. Pero… ¿tú te has visto las uñas? Para estar 100% en paz contigo misma, antes tienes una tarea pendiente: hacerte una manicura Zen. Las uñas grises se llevan (y mucho).

uñas grises: conecta con tu lado más zen

Aunque no te lo creas, la manicura en casa puede ser mucho más relajante que los primeros cinco minutos de esa clase de yoga a la que te acabas de apuntar y donde te pasas un buen rato peleándote con la esterilla. Y aunque sin duda vas por el buen camino y en unos meses estarás echa una experta, de momento queremos que conectes contigo misma de una forma más sosegada (y sin esterillas de por medio).
 
Entona un ‘ommmmm’ profundo para conocer la nueva Zen Collection de essie y prepárate para liberar tu materia gris a golpe de pincel. Sus 6 colores van desde las tonalidades pizarra más suaves hasta las más metálicas. Elige el color que mejor refleje tu estado interior y el que más se adapte a tu tono de piel. ¡Traslada la filosofía Zen a tu ritual de manicura!
 
Solo una condición, que cuando lo hagas, solo tengas en mente llenar tus manos de color. El pintauñas gris será tu pasaporte para la desconexión (además, se le está empezando a conocer como el nuevo ‘nude’, así que habrás acertado del todo).
 
TÚ Y TU PINTAUÑAS GRIS (SOLOS)
 
Si quieres hacerte una manicura en clave Zen, es importante que interiorices algunos de sus mantras y te identifiques con el que te haga sentir mejor. ¡Ah! Y que elijas uno de los 6 colores de la Zen Collection, a ver si con tanta espiritualidad te vas a olvidar del esmalte… ¡A por unas bonitas uñas grises!
 
1.- “Vive el aquí y ahora”
 
Vive el presente, tómate una pausa y disfruta del momento. Prueba el tono press pause que teñirá tus uñas de un armonioso gris claro perfecto para sumar a tu auténtica realidad, ya que combina con todo.
 
2.- “Si cometes un error, es mejor reírse”
 
Acéptate tal y como eres. Y tranquila, porque con el nuevo toned down de essie podrás disimular cualquier imperfección: parecerá que llevas unas perfectas uñas de gel grises.
 
3.- “Permanece inmóvil y serena como una roca”
 
Las piedras son imprescindibles en la filosofía Zen. Apuesta por el tono serene slate para dar un tono plano y tranquilo a tus manos. Intemporal, como una roca. Fortalece tus uñas previamente y serán inquebrantables.
 
4.- “Recurre a la meditación en cualquier momento y lugar”
 
Olvídate del móvil, del ordenador y de la tablet (no vale hacer trampas) y concéntrate exclusivamente en la perfección y en el brillo de tu manicura. ¿Te gusta lo plateado? El tono gadget-free te acercará al lado más metálico de las uñas grises.
 
5.- “Mira atentamente a la naturaleza y comprenderás todo mejor”

Para entrar en contacto con la naturaleza, inspírate en el color de la madre tierra. El esmalte generation zen te transportará al estado de calma que llevas meses buscando.
 
6.- “Sumérgete en un océano de silencio”
 
El tono on mute es el más oscuro de toda la gama, una alternativa más moderada que la manicura en negro y más atrevida que la blanca y perlada. Al fin y al cabo, eso representa el gris en la cultura Zen, la armonización de los contrarios; una apuesta segura para conseguir un tono sereno y elegante.
 
Las uñas grises son superversátiles. Puedes elegirlas para una relajada tarde de domingo o para la mismísima gala de los Oscar (como hicieron muchas celebs). Potencia tu espiritualidad empezando por las manos y ¡sin dejar de lado a la moda!